domingo, 17 de mayo de 2015

Capitulo 3 - Sebastian - #2.5 ¿Solo un beso?


Capitulo Anterior

Resignado

Golpeo mi auto con un gruñido.
No puedo creer que esto haya ocurrido.
Ni siquiera pude mantener a ese desgraciado fuera de Julieta. Dejé que la tocara. Que tocara su cabello. 
Cuando vi a esos tipos entrar con Elías y una pistola sobre su cabeza mis únicos pensamientos fueron hacia ella. No permitiría que nada le pasara. Pero luego ese desgraciado me había golpeado en la cabeza y por unos segundos estuve inconsciente.
Segundos que fueron suficientes para que se acercara a ella. Cuando lo vi tocando su cara casi pierdo la maldita cabeza. No pensé en lo que hice después, solo actué por instinto.
Y ahora ni siquiera puedo abrir la maldita puerta. Golpeo el auto aun más fuerte haciendo que mi puño arda. Mi brazo bueno no tiene la suficiente fuerza para hacerlo. Apoyo la frente contra la ventana. El frio me ayuda a calmar un poco el latido constante en mi cabeza. 
Puedo sentir la sangre deslizarse entre mis dedos mientras mi mano se aprieta en mi brazo. No importa.  Hubiera hecho cualquier cosa con tal de protegerla. Pero ¿Qué si no hubiera llegado lo suficientemente luego? ¿Y si no hubiera venido en lo absoluto?
- Debes tomar un taxi. No puedes manejar así.


Su voz se siente suave detrás de mi espalda, tengo muchas ganas de abrazarla y preguntarle si está bien, pero no puedo mirarla ahora mismo.
Me siento como un idiota. Debí hacer llamado a la policía. Aunque eso hubiera significado que lo había arruinado otra vez.
- No puedo dejar mi auto aquí - Digo simplemente. 
Siento su calor, sus brazos en los míos y dejo que me dé la vuelta hacia ella. No sé lo que ve en mis ojos, pero su mirada se vuelve más suave mientras me mira - Dame tus llaves, yo conduciré.

Entonces de alguna manera terminamos en mi habitación luego de que ella limpió eficazmente la herida como toda una profesional y pusiera un parche encima. Fue tan delicada, como si tuviera miedo de hacerme daño. Apenas y pude quitar mis ojos de ella mientras lo hacía y del rubor que se extendió por su cara.

Creo que quedó bastante bien, pero ella sigue insistiendo en que vaya a un hospital para que me pongan puntos. No puedo hacer eso, no hay forma en la que pueda explicarle lo que sucedió a alguien más, porque sé que preguntarían, no puedo arruinar algo así otra vez. Mucho menos terminar en el hospital nuevamente.

Luego de asegurarme de mandarle un mensaje a Oliver, en quien confió mucho, para que lleve personalmente a Rose a su casa, me pongo una polera y nos quedamos en silencio hasta que la oigo tomar el cuadro que tengo al lado de mi cama.

- ¿Quién es ella?

Jamás he hablado sobre mi madre con nadie. Ni siquiera con Sergio y Miguel. Ellos saben que Miranda no es mi madre, pero solo porque han pasado el tiempo suficiente alrededor.

No sé lo que me impulsa a hablar sobre ella a Julieta, pero lo hago. De alguna forma se siente correcto.

- Es mi madre.

- Pero he visto a tu mamá y no... 

Está confundida. Y no la culpo. Supongo que todo el mundo siempre pensó que Miranda era madre por la forma en la que se comportaba cuando estábamos en público.
- Ella es solo mi madrastra - Digo. 

Madrastra es una palabra demasiado amable para describir a Miranda. Nuestra relación era bastante simple, ella me ignoraba. Yo la ignoraba. Y todo estaba bien con el mundo. Ni una vez ella intentó hablar conmigo acerca de algo, cualquier cosa, y yo estaba bien con eso.
Bueno ya no más de todas formas. Me rio - Aunque supongo que ni siquiera puedo llamarla así ahora, ella y mi padre se están divorciando.

 Ella no pudo salir lo suficientemente rápido cuando se enteró de los intereses extramaritales de mi padre. Lo cual, seamos sinceros, ella debió haber esperado, ya que ellos le hicieron lo mismo a mi madre. Miranda debió haber sabido que lo mismo le pasaría a ella algún día. 

Creo en el karma, y todo lo que haces termina devolviéndose a ti. 

Es por eso que ahora estoy aquí, con la primera chica que parece gustarme de verdad y ella está con otra persona.

Supongo que de alguna forma me lo merezco.

Después de todo lo que pasó esta noche, creo que solo voy a dejar las cosas como están. Ella parece feliz con su novio - Como quiera que se llame - y yo no tengo ningún derecho a entrometerme.

Aunque una gran parte de mi quiere hacerlo. Una parte de mi quiere hacerle ver que soy mucho mejor para ella que él. Y que seriamos geniales juntos. 

Pero no tengo ningún derecho para hacer eso. No me voy a entrometer en su vida de esa forma.

La veo observar la foto que está grabado en mi memoria por todas las veces que la he visto y las palabras solo salen de mi boca - Mi verdadera madre murió cuando yo tenía 6 años. 

- Sebastián, lo siento. No lo sabía - Ella parece triste y no quiero que lo esté. Intento que mi rostro no muestre ningún sentimiento.

- Esta bien, ya ha pasado mucho tiempo. Apenas y puedo recordarla - Cierro mis ojos sabiendo que es verdad. Cada vez que creo que tengo un recuerdo de ella no puedo dejar de pensar que tal lo vi en alguna foto o es algo que alguien me dijo. Ya ni siquiera puedo diferenciar entre un sueño y un recuerdo, sacudo mi cabeza antes de que el dolor se muestre en mi rostro e intento cambiar de tema - Sabes, aun no sé porque estas trabajando en el local de mi padre.

Ella me mira y su rostro se suaviza nuevamente.

- No es la gran cosa, me enamoré de un celular y quería trabajar para pagarlo por mí cuenta. Sé que probablemente mi padre podría comprarlo para mí, pero quería saber lo que se siente tener algo pagado con mi propio dinero. 

Me siento en la cama y no puedo evitar sonreírle. A esta maravillosa chica que prefiere pasar su verano trabajando mientras que todas las chicas de su edad están afuera disfrutando de sus vacaciones.

- Además - Dice rápidamente lo que me hace sonreír aun más - Creo que será bueno para mí, aprender a ser más responsable y eso.

Frunzo el ceño ante eso. ¿Aprender?- Pero tú eres responsable.

Ella se ríe- No sabes si soy responsable o no, no me conoces.

Su respuesta me pone triste. Porque quiero conocerla. Quiero saber cada pequeña cosa sobre ella. Pero sé que mientras más la conozca, mientras más tiempo pase con ella, mas me gustará y... entonces no creo que pueda ser capaz de apartarme de ella.

#2.5 ¿Solo un beso?

#2.5 ¿Solo un beso?